RuPaul’s Drag Race 11 | Semana 11 | ‘Bring Back My Queens!’






El ‘Drag Race’ siguió adelante con una nueva expulsión surrealista, que ha dejado a los fans planteándose cuál era realmente el objetivo del programa: ¿hacer las cosas bien o mal? Meh.

Ya hay una temporada de ‘RuPaul’s Drag Race’ y sí, el programa vienen necesitando unos meses de respiración entre temporada y temporada, porque a este paso va a terminar quemado cual si fuera el protagonista de una mascletá. Pero tenemos 15 nuevas drag queens en las que fijarnos, y nuevas expulsiones que vivir con fingida sorpresa.

Continuemos, pues, con el análisis de la undécima temporada de ‘RuPaul’s Drag Race’. Así ha sido su undécima semana:

 

Los challenges: reunión en familia… por parejas y a bofetada limpia

Las reinas han estado bastante más entregadas esta semana al minichallenge de darse bofetones falsos que cuando tuvieron que abrir la biblioteca y lanzarse shade mutuo. ‘Slap out of it’ ha salido suficientemente bien como para resultar disfrutable, y casi todas las concursantes han tenido un momento destacable. Finalmente ha sido, y de forma merecida, Brooke Lynn Hytes la que se ha llevado el gato al agua con comentarios del tipo «me encanta tu cabeza, me recuerda a mis testículos tras un par de horas en el baño» o «estoy confusa, ¿puedo golpear a un mendigo?».

Después, el temido momento del comeback de las reinas expulsadas: todas ellas han reaparecido en escena, pero RuPaul ha dejado claro, desde el primer momento, que ninguna de ellas volvería al programa. Normal, porque ninguna de ellas está al nivel de poder hacerlo, realmente. Su regreso estaba motivado por el challenge principal: debían, por parejas, lucir un parecido familiar con alguna de las reinas concursantes, y dejarse maquillar y preparar por ellas, sin poder mover si un dedo.

 

El runway

Esta semana, las chicas tenían que aparecer con sus hermanas drag, y así quedó la historia:

  • Brooke Lynn Hytes & Plastique Tiara | Una semana más, Brooke Lynn ha brillado sobremanera en la pasarela, y eso que esta lo ha hecho con elementos drag bastante más clasicones. Pero su puesta en escena con Plastique, mirada asesina y corrección incluida, fue magnífica. Ambas estaban estupendas en azul y rojo.
  • Yvie Oddly & Scarlett Envy | Yvie sacó a Scarlett de su zona de confort, y aunque los jueces la acusaron de algo chapucera, nosotros sí vimos un buen trabajo. Quizá no todo lo brillante que pudo haber sido, pero si un buen trabajo. Además, Scarlett estaba entregadísima a la causa y se metió súper bien en el paper de hermana Oddly.
  • A’Keria Chanel Davenport & Honey Davenport | ¿Iban bien? Sí. ¿Iban predecibles? Pues también. Todo de un drag tan clásico y aburrido que no aportó demasiado, pero sí es cierto que estaba pulido.
  • Vanessa Vanjie Mateo & Ariel Versace | Nueva semana de Vanjie acertando en la pasarela, colocando a su compañera un vestidazo mientras ella lucía el mismo modelo en rojo y pedrería con pantalones. Vanjie se preocupó de salir estupenda, pero también de conseguir que Ariel también lo hiciera, y le valió unos cuantos cumplidos del jurado.
  • Silky Nutmeg Ganache & Soju | Silky se pasó el programa entero quejándose de Soju, pero al final, la que salió a escena con un traje chapucero digno de la primera edición, un maquillaje absolutamente desastroso y un concepto cutre y previsible fue ELLA. Soju, por si no lo recordaba, llevaba los guantes puestos. Que Silky siga en el concurso es una auténtica broma.
  • Nina West & Shuga Cain | Nina llevaba unas semanas acertando al combinar sus elementos disfraz con algo más chic, pero esta semana, ha vuelto a cruzar la barrera y salir demasiado disfrazada junto a Shuga. El mensaje pro LGTB de los modelitos, muy bonito, pero no dio la talla en comparación al resto de transformaciones.

 

La ganadora y las nominadas 

Brooke se llevó el premio ante una un tanto anonadada Vanjie -su pareja-, que pensó que tenía la prueba ganada de cabeza. La verdad es que ambas lo merecían, pero la pasarela de Brooke contó con matices interpretativos más trabajados y fue una justa ganadora.

Quedaron en la cuerda floja Nina West y Silky -ya era maldita hora- y tuvieron que interpretar ‘No Scrubs’ de TLC. Esto fue lo que ocurrió:

  • Nina: bailó y hizo el playback, pero no fue en absoluto espectacular, se limitó a moverse y seguir la letra dejando una performance un tanto aburrida que no interesó especialmente.
  • Silky: Se olvidó la letra, se tropezó con el cinturón, su traje iba deshaciéndose por momentos hasta verse todo el interior, se quitó una peluca y se quedó con otra peor que tenía todo el rato en la cara, y no hizo ningún movimiento especial.

¿Quién se salvó? Silky. Hemos perdido ya el entendimiento de cómo funciona el concurso. Imaginamos que la semana que viene Silky podría hacer el playback con una máscara, decir «I’d like to keep it on, please», y seguir adelante sin ningún problema. Al menos, tuvo que aguantar un contundente «meh» de RuPaul -ya viralizado entre los fans- después de pasarse semanas diciendo que sobreviviría gracias a sus fantásticos playbacks en caso de quedar en el bottom.

 

Scoreboards


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies