RuPaul’s Drag Race 11 | Semana 10 | ‘Dragracadabra’






La magia se apodera del plató del Drag Race cuando las reinas tienen no sólo que montar sus propios shows de magas, sino desfilar con caftans y hacer que funcionen.

Ya hay una temporada de ‘RuPaul’s Drag Race’ y sí, el programa vienen necesitando unos meses de respiración entre temporada y temporada, porque a este paso va a terminar quemado cual si fuera el protagonista de una mascletá. Pero tenemos 15 nuevas drag queens en las que fijarnos, y nuevas expulsiones que vivir con fingida sorpresa.

Continuemos, pues, con el análisis de la undécima temporada de ‘RuPaul’s Drag Race’. Así ha sido su décima semana:

 

El challenge: globito con globito y Magia Borrás

Esta semana las drags de la undécima temporada han podido respirar un poco de cara al minichallenge: el pit crew se acercaba para poner en práctica un juego de enceste de pelotas que no requería talento alguno, una absoluta ventaja para algunas de ellas. Después del juego, las chicas se reunieron para saber que debían llevar a cabo un show de magia en el siguiente maxichallenge.

Se dividieron en dos grupos, básicamente seleccionados por Vanjie por ser la ganadora de la prueba de las pelotas. Silky, Akeria e Yvie se fueron con ella, mientras Nina, Brooke y Shuga se quedaron en el segundo grupo. Y de ahí, a la desorganización de unas y lo brillante de las otras.

El grupo de Vanjie se vino totalmente abajo en el escenario mágico por apenas haber preparado un guión, confiándose en su capacidad de improvisación. De modo que las partes de Vanjie e Yvie, más escritas, quedaron impostadísimas, y Akeria y Silky parecían elefantes en una cacharrería, aunque esta última fue la única capaz de darle un poco de alegría al asunto. Para colmo de males, decidieron hacer girar todo en torno a referencias sexuales que se quedaron demasiado cortas o fueron demasiado lejos. Un desastre.

El grupo de Nina, Brooke y Shuga fue todo lo contrario: llevaban planeado un concepto, tenía un buen guión -con múltiples referencias a grandes frases del programa-, el espectáculo tuvo ritmo, y aunque Nina se comió a sus compañeras siendo una maestra de ceremonias alocadísima, Brooke y Shuga también pusieron su granito de arena al show, encontrando sus momentos.

 

El runway

Esta semana, las chicas tenían que aparecer en la pasarela con sus mejores caftans. Así fue la cosa:

  • Brooke Lynn Hytes | Espectacular. Brooke volvió a demostrar que sabe vender clase como ninguna otra de la edición, y se plantó un caftán elegantísimo en morado con un interior dorado ceñido. No sólo fue el modelo, fue la forma en la que lo vendió en el escenario.
  • Yvie Oddly | Yvie consiguió hacer de la temática algo muy suyo, apostando por un caftán de ganchillo agujereado que cumplió con lo que debía sin salirse de la estética de la drag. Funcionó bien para ella.
  • A’Keria Chanel Davenport | Un cursillo rápido de lo que es y no es un caftán para Akeria, por favor. Su body de cuerpo entero con alas fue, además de feo, nada acorde a lo que se les pedía.
  • Shuga Cain | El jurado machacó a Shuga por el modelito de esta semana, pero no nos pareció tan espantoso. Es cierto que no lucía como otros, pero su doble reveal con cambio de estaciones no nos pareció tan chapucero como quisieron hacernos ver.
  • Vanessa Vanjie Mateo | Seguimos fuera del vestuario de siempre, así que vamos bien. Vanjie apareció con un caftán de leopardo con tintes étnicos que le iba muy bien, aunque hubiéramos apostado por un maquillaje menos estridente: ya tenía la cara adornada con el piercing y la cadena.
  • Silky Nutmeg Ganache | Debía dar gracias a su peluca de triple moño, porque la poca gracia que tenía su caftán, Dios santo bendito.
  • Nina West | Todo fue muy Nina, pero volvimos a la Nina que parece comprar la ropa en una tienda de disfraces. La peluca, maquillaje y concepto, bien, pero los pequeños detalles de su caftán eran muy decepcionantes. Y el color también.

 

La ganadora y las nominadas 

Está claro que los productores querían quitarse a Shuga de encima, porque su nominación fue absolutamente injustificable por varios motivos: estaba en el equipo ganador de la prueba, y su runway fue mejor que el de Silky o Akeria, por ejemplo. Que estas últimas se libraran de pasar por el lipsync fue un absolutísimo absurdo. De modo que Shuga quedó compitiendo contra Vanjie, y fue eliminada.

La ganadora de la semana fue Nina West, que francamente, y a pesar de un runway algo más discutible, había ejecutado el challenge con absoluta maestría, con lo que lo merecía.

 

Scoreboards

 


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies