POPBANDS (II) | ‘Say My Name’, el mejor single de Destiny’s Child

‘Say My Name’ se convirtió en uno de los temas insignia de Destiny’s Child, pero no sin batalla: Beyoncé hizo cambiar la canción, y el 50% de las chicas fueron despedidas.

Bienvenidos a la segunda parte de ‘POPBANDS’, esa en la que después de varios días preguntándoos, descubrimos cuál es la canción que habéis elegido como la mejor de la banda que nos ha tocado analizar. ¿Estáis preparados para una fuerte dosis de pop? Veamos entonces si estáis de acuerdo con lo que la mayoría ha elegido:

 

Los resultados

Ajustadísima victoria para ‘Say My Name’ después de días de intensa batalla contra la otra gran favorita, ‘Survivor’. Han estado pasándose toda la corona esta semana, hasta que desde hace unas 48 horas, ‘Name’ ha conseguido resistir como líder con ese 26,5% de los votos. A apenas un 0,8% se ha quedado su rival, y en un también digno 17,7% ha cerrado la votación el primera single de ‘Destiny Fulfilled’, ‘Lose My Breath’, que confirma que los fans también disfrutaron de aquel comeback. De aquel álbum, consigue también votos ‘Cater 2 U’ (1,8%), aunque no el resto de sus singles.

La época de más éxito para nuestros lectores es ‘Survivor’ en cualquier caso, que consigue el 46,9% de los totales, con el 25,7% de su segundo single, que dio título al disco, el 10,6% de ‘Independent Women Part I’, el 9,7% de ‘Bootylicious’ y el 0,9% de ‘Emotion’. De aquella era, sólo ‘Nasty Girl’ se queda sin votos, y oficialmente, fue el single del álbum de remixes.

 

¿Cómo era la canción?

Fue la primera vez que Destiny’s Child confiaba un tema a Rodney Jerkins, y madre mía si acertaron. Eso sí, si lo hicieron, fue cabreo de Beyoncé de por medio. La girlband grababa una primera toma de ‘Say My Name’ que la cantante principal de la banda consideró un cuadro, afirmando que había demasiadas cosas ocurriendo al mismo tiempo. Por tanto, envió a su padre a hablar con el productor para que retocara la canción, dando forma a la versión final de ‘Say My Name’, que encantó a las cuatro componentes -ahora entramos en esto- y se convirtió en uno de sus temas insignia. Y no sólo de ellas, porque ‘Say My Name’ es ya parte del legado del R&B contemporáneo.

Era la evolución del girl power, apenas tres años después de la irrupción de Spice Girls en el mercado de las girlbands. Destiny’s Child recriminaban a su novio que no fuera capaz de decir sus nombres por tener otra relación al mismo tiempo: “no soy de esas con las que pueda jugar, así que demuéstrame tu valía a mí y a la chica a la que engañas”, dicen en un momento. Recordemos que, siendo originalmente un grupo con un importante base cristiana, este movimiento más o menos feminista se vio como algo importante en la época.

Como dato curioso, sólo el 50% de las chicas que salen en la portada del single o en el vídeo cantan realmente ‘Say My Name’: la canción fue compuesta junto a LeToya y LaTavia, y grabada con sus voces, pero fueron expulsadas de la banda tras pedir un reparto más equitativo de los ingresos, y se enteraron al ver el clip en televisión, siempre según su versión. En ‘Say My Name’, ni Michelle -que se quedaría para siempre-, ni Farrah -que sólo saldría en un par de vídeos- ponen la voz.

 

¿Cómo era el vídeo?

Absolutamente chic e icónico. Quién no es capaz de recordar a Destiny’s Child dentro de esas habitaciones de cuatro colores en ‘Say My Name’. El vídeo vio la luz en febrero del año 2000, pero fue grabado apenas un mes antes, justo 15 días después de ser contratadas Michelle y Farrah, con lo que hubo poquísimo tiempo para ensayar coreografías. Ese es el probable motivo por el que las chicas tiraron por escenarios más estáticos y sólo unos segundos de número de baile hacia el final del clip, con cuatro pasos bastante sencillos y efectivos, delante de, atención icono para la posteridad, un ventilador gigante.

La replanificación por esta falta de tiempo, sumada a las ideas de Joseph Khan -su director, ahora enormemente popular por sus vídeos junto a Gaga o Taylor Swift-, dieron lugar al vídeo en el que Beyoncé explotaría del todo como estrella de la banda: de hecho, podríamos decir que es el primer vídeo de Destiny’s Child donde se descubre como el personaje que, en mayor o menor medida, es hoy.

Si os fijáis, la idea del mobiliario, la gente como reparto y el movimiento constante de objetos, es una utilísima herramienta para desviar la atención del cambio de componentes, ya que en muchos planos a uno no le queda claro quién es parte del grupo y quién no.

 

¿Fue un éxito?

Destiny’s Child ya venían de encajar unos cuantos hits con anterioridad, recordemos que este era el tercer single de su segundo álbum, pero definitivamente, ‘Say My Name’ las hizo explotar como girlband: fueron #1 en Billboard y consiguieron abrirse camino en el mercado internacional, con un #3 en UK, #10 en Francia, el #14 de Alemania o un #1 en Australia que las convirtió en el segundo grupo R&B en conseguir uno, sólo después de TLC. Fue el quinto single más vendido del país de las Antillas en 2000, el sexto en Estados Unidos, y consiguió certificarse Oro en el Reino Unido, dándoles a las chicas su mayor hit allí.

Pero no sólo de listas vive un hit, vayamos con los premios: ‘Say My Name’ obtuvo 4 nominaciones a los Premios Grammy, y consiguió llevarse dos de ellos, los de Mejor Canción R&B y Mejor Interpretación R&B de Dúo o Grupo. También, como decimos, fueron nominadas a Canción Del Año y Grabación Del Año, pero se les escaparon.

Aquel año, se llevaron el VMA a Mejor Vídeo R&B, aunque también estaban nominadas, por el mismo tema, en la categoría Pop (?) y al Mejor Vídeo de Grupo.


Sin Comentarios.

Comentarios, aquí:

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies