¿Eres mujer, joven y en busca de una secta? ¡R. Kelly tiene todo lo que necesitas!

Al parecer, R. Kelly tiene una red de trata de blancas -y negras, mulatas, etc.- en sus casa en Estados Unidos, donde ellas actúan a las órdenes del cantante.

Amigas, ¿estáis cansadas de deambular por casa sin saber demasiado bien qué hacer? ¿quedáis con amigos pero sentís que tomar gintonics a la fresca se ha convertido ya en una rutina? ¿Estáis hartos de convivir con hermanos que tienen los discos de Angy esperando que, algún día, algo ocurra con su carrera musical? Pues estáis de enhorabuena, porque tenemos la solución a todos y cada uno de vuestros problemas.

Gracias a la nueva secta de R. Kelly, ¡olvidaos de todo aquello que os traía por la calle de la amargura! En la nueva secta de R. Kelly dispondréis de casa propia, unas instalaciones fantásticas en suburbios de Atlanta o Chicago, con una vistas fantásticas de las que no podréis disponer. Y a cambio, ¡tan sólo tendréis que estar a las órdenes del cantante de ‘Ignition (Remix)’ y pedirle permiso para ir al baño o daros una ducha!

A cambio del módico precio de no volver a entablar relación con vuestros familiares o amigos (¡olvidaos al fin de esas pesadas cenas de Navidad con vuestros cuñados!), podréis pasearos por la casa de R. Kelly en ropa deportiva, salir a la calle acompañadas por él sin mirar a nadie, y volver cuando el cantante lo requiera para ser fornicadas. ¡Olvidad la idea de ver ‘The Handmaid’s Tale’ en HBO cuando podéis vivir en vuestras propias carnes y sin tener que pagar ningún precio económico!

Además, si llamáis ahora y os enroláis en la secta de R. Kelly, tendréis el lujo de compartir al cantante con otras cuantas mujeres, de modo que el peso de la relación no recaiga sólo en vosotras, amigas. Así, podréis hablar con otras personas sobre vuestros problemas con R. Kelly, siempre que él os de un improbable permiso para que lo hagáis.

No dudéis más, amigas, y acudid en masa con vuestro single de ‘I Believe I Can Fly’ al punto de encuentro más cercano. Y recordadlo, si sois mayores de 21 años, por favor, no lo intentéis: el centro de día para la ancianeidad que tengáis más cerca estará encantado de atender vuestra demencia.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html