Lady Gaga, Tinie Tempah o Katy Perry…. ¿quién sacó más partido a ‘What They Say’ en sus temas?

Tres eran tres las canciones que samplearon la misma base en el pop mainstream, pero ¿cuál de ellas exprimió más el jugo por el que había pagado una vez entrado en el estudio?

Emergencia pop para empezar el último fin de semana de mayo, porque Lady Gaga acaba de publicar ‘Chromatica’, su nuevo álbum, y ha recuperado público gracias a sus dos últimas colaboraciones, ‘Rain On Me’ y ‘Sour Candy’, que le garantizan un estupendo colchón al álbum en su primera semana. Esta última canción lanzada, a dúo con la girlband Blackpink, ha generado mucha conversación en redes por su similitud al ‘Swish Swish’ de Katy Perry.

Lo cierto es que los temas se parecen porque ambos, y otro hit de Tinie Tempah de 2016, ‘Girls Like’ -junto a Zara Larsson- samplean la misma canción: toman prestada la base de ‘What They Say’, de Maya Jane Coles (ya lo hemos consultado y no, no tiene relación parentesca con Paqui La Ídems), lanzada en 2010.

Vamos a detenernos en cada canción para analizar cuál de las tres le ha sacado mayor provecho a la base original:

 

3. ‘Sour Candy’, Lady Gaga feat. Blackpink

Lo cierto es que la que sale perdiendo del trío es Lady Gaga, a pesar de haber firmado una apetecible canción pop junto a Blackpink. Pero puede que las expectativas estuvieran muy altas o que haya canciones en ‘Chromatica’ que le hayan terminado haciendo sombra. ‘Sour Candy’ es una divertida propuesta y un pop hecho con gusto, pero no exprime demasiado las posibilidades de la base, que va perdiendo un poco de fuelle desde el arranque y termina como algo secundario y no como pieza central del tema. Su uso es inteligente, pero no brilla de forma especial en el conjunto.

 

2. ‘Girls Like’, Tinie Tempah feat. Zara Larsson

En el caso de Tinie Tempah, el empleo de ‘What They Say’ tiene muchísimo más peso en ‘Girls Like’. De hecho es prácticamente la base sobre la que se construye la canción completa, con lo que termina de sacarle absoluto partido, muy por encima del del tema de Gaga. En el tema de Tinie Tempah, la combinación de rap y beat crea un ritmo súper fresco que termina siendo el motor del hit en sí, muy por encima del estribillo de Zara Larsson, eficaz, pero no tan entretenido como los versos de él. Sirve como hook, pero tiene bastante menos encanto que las partes rapeadas.

 

1. ‘Swish Swish’, Katy Perry feat. Nicki Minaj

En la peor época comercial hasta la fecha para Katy Perry, la cantante se marcó un grower hit con ‘Swish Swish’: puede no contar con altísimos peaks en lista, pero sí con cifras espectaculares en plataformas de streaming tanto de audio como de vídeo. Por lo que terminará siendo una pieza clave de su catálogo en adelante. Y no es para menos: la canción es la que más niveló el uso del sampler con los encantos propios de su composición.

‘Swish Swish’ le garantiza un peso importante al sampler, pero lo combina con un hook irresistible en el estribillo. De haber estado en mejor forma comercial, esto hubiera sido un smash, pero a pesar de ello ha quedado en favorito de público de clubs, LGTB+ -valga la redundancia- y pop stans. Mención extra merece el buen hacer con el que Nicki Minaj incluyó su parte rapeada y cantada en la canción. La más contundente de las tres canciones.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies