‘Desperate Popstars’: Taylor Swift vuelve a Histeria Lane para arrebatarle el #1 a Olivia Rodrigo

El álbum ya fue #1 en Billboard y aunque aún no está certificado, ha vendido ya lo suficiente para ser Platino, como su antecesor. ¿Qué ha llevado entonces a Taylor Swift a hacer de desesperada con ‘Evermore’?

Si existe alguien aficionada a caminar por las calles de Histeria Lane con cada uno de sus lanzamientos, esa es Taylor Swift. Precisamente una de las artistas que menos necesita de actos de desesperación para vender sus discos, pero termina enfangándose por a) o por b) con estrategias comerciales un tanto discutibles.

Esta última semana, Taylor Swift ha vuelto al suburbio de las ‘Desperate Popstars’ con el lanzamiento en vinilo de ‘Evermore’. Un lanzamiento en vinilo que ya iba a mover un buen puñado de copias -unas 100.000 en ese formato, más las que se le sumaran del resto de consumo-. La suficiente cantidad, de hecho, para asegurarle un #2 en Billboard meses después de su inicial #1, y además, un puñado de titulares hablando de un récord de ventas en formato vinilo que, en realidad, tampoco es que sea un récord como tal.

Pero Taylor no podía quedarse con el #2. E igual que le ocurrió con ‘Me!’ y ‘You Need To Calm Down‘, ha procedido a sacar su Bree Van De Kamp interior para arrebatarle el #1 a sus rivales. Por aquel entonces combatía contra Lil Nas X, pero es que ahora el agravio era mayor, porque trataba de quitarle el #1 a Olivia Rodrigo en su segunda semana, siendo Olivia una de las mayores fans confesas de Swift en la industria.

Y en la era ‘Lover’ no lo consiguió, pero ahora sí. ‘Evermore’ ha despachado 188.000 unidades esta semana en Estados Unidos, según datos de Hits Daily Double, mientras que ‘Sour’, el álbum de Rodrigo, ha colado 184.000. ¿Pero dónde está el acto de desesperación de Taylor en todo esto?

Pues en que, viendo que la carrera por el #1 estaba ajustada, Swift lanzó una edición digital extendida de ‘Evermore’ a través de su web. Una edición que contenía una remezcla de ‘Willow’, portada alternativa y firma. Well… firma, recordemos que ha sido digital, con lo que imaginad el absurdo de su contenido salvo por la remezcla. Y por supuesto, la edición digital era limitada al público americano y limitada además hasta el cierre de recuento de las listas de Billboard. Todo pensadísimo.

Vista la diferencia de apenas 4.000 unidades entre la una y la otra, queda claro que el chanchullo de Swift ha tenido efecto. Una pena que se la vea tan necesitada de atención en cuestión de listas, con lo bonito que hubiera sido saber compartir el foco con una recién llegada que la admira.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html