Danny Romero se enfada con quien «le daba por muerto» y refunfuña en Twitter en un fastuoso rant

Danny Romero estalla en Twitter después de que la gente lo «diera por muerto» tras su paso por el escenario del CCME en Málaga. Os resumimos el dramón.

Danny Romero es un muchacho canario de 23 años que ha tenido un puñado de hits en la era streaming, y que mueve un notable público dentro de los círculos del electro-latino. Si no eres público potencial de ‘MYHYV’, probablemente lo recordarás por haber participado en el fiasco urban de Sweet California, ‘Ay Dios Mío!’, que hizo que la girlband quedara un poco en tierra de nadie durante la reedición del exitoso ‘3’.

El caso es que el joven actuó anoche en el Coca Cola Music Experience que reunía a caras del pop juvenil como Lola Indigo, Sofía Reyes, Blas Cantó o las propias Sweet California, pero no acabó muy a gusto con su performance a pesar de las estimadas 75.000 personas que abarrotaron el evento. ¿Y esto por qué?, pues bien, porque cuando hubo terminado su actuación, Romero abrió Twitter y se encontró con comentarios del estilo de: «ah, ¿pero sigue vivo?» o «sale Danny Romero y mi yo de 14 años en lágrimas». Vamos, que básicamente la mitad de Twitter lo daba por muerto o lo consideraba un producto más vintage que las Crocs.

Y oye, que no le ha sentado nada bien al muchacho, que acaba de poner a la venta su nuevo single, ‘Raro’, que se suma a los tres anteriores que tampoco le han ido demasiado bien, sumando por ahora algo más de 40m escuchas en Spotify.

«Soy el artista urbano con más shows de este fucking país». Ya cariño, Yurena también actúa todos los fines de semana en este o aquel local, pero posiblemente Malú obtenga más beneficios y público de tres conciertos anuales, por puntualizar, más que nada. Pero vamos a lo suyo: lo principal es que aclara que sigue vivo marcándose un rotundo «pues jódete que esto viva», que continúa con que lleva desde los 15 «sacándose el rabo». Todo el mundo la cremallera bien arriba, por favor, que se nos va la pinza.

El speech de a continuación, sobre «artistas que salen en la tele», nos lleva a algo de confusión: ¿qué artista urban sale en la tele? Erm, a ver… ¿Juan Magán? Por si os somos sinceros, no creemos haber visto a Daddy Yankee con Toñi Moreno. Pero no, a Juan Magán no se refiere tampoco el shade, porque poco después apunta esto:

Dios, en serio que nos morimos por saber si el shade es hacia C. Tangana, único artista del urban al que se está haciendo campaña, pero que poco o nada tiene que ver con él, salvo que en un símil, pudiéramos, en el pasado, imaginar a Gloria Estefan quejándose de la campaña que se le hacía a Lunae.

Si se refiere a compañeros del sello como Ana Mena o Abraham Mateo, que anteriormente estaban haciendo pop y se pasaron al latineo, eso tiene un nombre: adaptarse o morir. Igual que su adorado Juan Magán ha hecho temas pop cuando ha tocado, electro-latino cuando ha tocado, y dance cuando ha tocado. ¿Qué demonios estamos descubriendo en el pop en 2018? ¿Que los artistas siguen modas según las directrices del sello?

Vamos centrando el tema: lo que le jode a Danny Romero es que el urban latino se haya popularizado años después de que él empezara a hacerlo, y ahora no se le haga el caso que él considera debido. No entendemos muy bien por qué, en cualquier caso, si dice ser el artista urban con más shows del país, y las cosas como son, en 2017 tuvo un par de singles Disco de Oro y otro en colaboración. ¿Qué le molesta exactamente?

Sigue dando pistas:

Bueno, a ver, aquí el factor juventud, querido Romero: «hemos sido censurados» y «no nos han pinchado en radio» son cosas muy diferentes, porque aquí, desde que Lorna llegó con el ‘Papichulo’ hace una década, el electro-latino ha prosperado en cada club, cada chiringuito y cada playlist. El único terreno que se le resiste es el de tele y radio.

Pero vamos, por esa regla de tres, imagínate lo que debería pensar alguien superventas, digamos Vetusta Morla, por ejemplo, de que jamás se les haya pinchado en la radio o invitado a la tele. Camela. Toteking. Dos mil ejemplos más de estilos que no han sido nunca de gusto de la radiofórmula. Y eso, amigo Romero, no es censura, es elección de cada medio.

En cuanto a que ¿ellos han abierto la puerta al electro-latino y no se les agradece? En su caso, podemos comprarlo, pero ¿Juan Magán? Por dios, Juan Magán está presente hasta debajo del sofá de mi salón, recogiendo migas con autotune a ver si le hago streaming a alguna de las 500 canciones que ha lanzado esta semana.

Y eso también es juventud, amigo Romero: en España nunca ha triunfado el R&B, hace años que el rock no pisa las radios, igual con el hip-hop. Imagina si cada artista del estilo montara un chocho porque «se le censura». Y ojo, imagina que lo montara:

  • Después de actuar delante de 75.000 espectadores en un festival.
  • Después de colaborar con la girlband más importante del país, y la artista latina emergente del momento, Becky G.
  • Después de fichar por la mayor discográfica del planeta.
  • Estando dentro de media docena de playlists de Spotify.

¿De qué refunfuña exactamente? ¿De que una decena de niñas hayan dicho que dejaron de escucharle después de la adolescencia? Lo mismo si la fórmula de sus singles no se repitiera en bucle desde 2010, hubieran seguido enganchadas.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Contact Us

Magazine Html