Belén Arjona ya lo decía en su primer álbum, ‘O Te Mueves O Caducas’

Echamos las agujas del reloj atrás en el tiempo para recordar qué ocurrió con Belén Arjona después del éxito de su primer álbum. ¿Sabíais que fue incluso nominada a un Latin Grammy?

En ‘Estrella Fugaz’, tenemos la intención de echar la vista atrás, como nos gusta, para analizar aquellos lanzamientos de estrellas que según empezábamos a disfrutar, de pronto, se fueron. No nos dio tiempo ni de asimilar sus nombres. Las nuevas generaciones no las conocen. Pero durante unos minutos, o unos segundos al menos, sus nombres estuvieron en nuestras bocas por un par de singles o un álbum al completo.

Prepara tu telescopio, y si las ves regresar, pide rápido un deseo: nunca sabes como cuánto va a aguantar su estela. Nuestra invitada de esta semana es Belén Arjona.

 

Corrían los primeros años dosmil. Por algún motivo, las faldas de estampado escocés eran «algo», el R&B se había hecho con el control del pop apenas un par de años atrás y veníamos de reponernos del hecho de que Mariah Carey hubiera sido it-girl por primera y última vez en su carrera, cuando puso de moda los vaqueros de cinturilla deshilachada. Sí, existió un momento en el que Mariah llevó pantalones.

La única música capaz de enfrentarse al R&B por aquel entonces era el rock. El rock vivía también un cierto revival, bien en clave Bon Jovi si tenías 30 años y ganas de dejarte melena, o bien en clave Green Day si era adolescente y querías dar fuego a papeleras. Y en mitad de todo eso, surgió la figura multiplatino de Avril Lavigne. ¿Y dónde queremos llegar con todo esto? Pues a que España, y más concretamente Warner Music, también querían su propia Avril Lavigne. Su muchacha malota de cinturón de tachuelas, capaz de llevar una corbata de rayas sobre una camiseta y el pelo untado de sirope de arce desde hacía tres meses.

Y llegó Belén Arjona, que venía de tocar en pequeños clubs y bares hasta que fue descubierta por el sello. Y le propusieron grabar un álbum. Calcaron el look de Lavigne, pero no tanto el rollo musical, que se quedaba en un pop-rock más electrónico, y desde luego más patrio que canadiense. En 2003, la maquinaria se ponía en marcha con ‘O Te Mueves O Caducas’, el primer álbum de Arjona, que se publicaba cuando ella tenía 22 años.

 

Belén Arjona se posicionaba en radio como primer movimiento: Los40 pinchaban con bastante tesón sus singles, y los tres primeros, de hecho, se convertían en canciones populares. ‘O Te Mueves O Caducas’, ‘Me Voy De Fiesta’ y ‘Sangre En La Nevera’ rotaban lo suficiente como para que determinado público juvenil consiguiera tararearlas y conocerlas.

Durante la promo del primer álbum, Arjona llega a salir de gira como telonera de Maná, y revisita ‘Vivir Sin Aire’ junto a su cantante principal, convirtiéndolo en otro hit de radios y a al postre, en su tema más popular con el paso del tiempo. Lo curioso de toda la promo del debut de Arjona es que ‘O Te Mueves O Caducas’ jamás llegó a pisar la lista de ventas del país, con sus cifras estimándose -según algunos foros de la época- en unas 5k. Bastante escasas para los primeros dosmiles.

A pesar de ello, el sello concibió la presentación de la artista como un relativo éxito, y promocionó su segundo álbum, ‘Infinito’, haciendo radiar el primero de sus singles, del mismo título, con bastante entusiasmo. El disco llegó al #48 en la lista de álbumes, confirmando que Arjona había fidelizado al público de su primer álbum, pero los resultados no fueron los esperados por Warner y la promo se detuvo. Incluso pasó inadvertido el hecho de la artista fue nominada por ese álbum, con un sonido bastante más Evanescence que Lavigne, al Latin Grammy a Mejor Álbum Rock Solista.

 

Rota su relación con Warner, Belén lanza su tercer álbum, ‘Alas En Mis Pies’ en 2008, sin demasiado impacto comercial, a través de un nuevo sello. Su último hit llegaría en 2009, cuando colabora en ‘Te Perdí’ de Iguana Tango, a los que la suerte tampoco acompañaría durante mucho más tiempo.

Después de aquello, Arjona empieza a buscar alternativas a su propio perfil: funda una banda, Siete Horas, con uno de los muchachos que abandonaron La Quinta Estación, que no consigue llegar a buen puerto, otra llamada Bel And The Boy, con la que publica un single en inglés y Bel And The Loonatics, que tampoco le abre nuevas puertas.

En 2011, prueba suerte cambiándose el nombre a Bel Arjonna, publicando ‘We Belong Here’, un álbum en inglés con un sonido rock de bastante mas influencia popera, y desde aquello no ha vuelto a publicar un largo en solitario. Entre 2015 y 2019 figuran lanzamientos de algunos singles en plataformas digitales, manteniendo aquel nombre artístico, aunque actualmente figura como Belén Arjona en todas las redes y plataformas.

Navegando por ellas, precisamente, vemos que aún ofrece conciertos puntuales en pequeñas salas, y según algún foro y su Wikipedia, en 2019 se esperaba el lanzamiento de un nuevo álbum.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies