Alexandra Burke (‘The X Factor 2008’) también habla de su experiencia: «Me pidieron incluso que blanqueara mi piel»

Alexandra Burke ganó ‘The X Factor 2008’ y a pesar de un álbum debut con ventas altas, su carrera no llegó a despuntar más allá. Ahora, convertida en estrella de musicales, cuenta su experiencia con el drama racial actual.

Parece que los ‘Bad Boys’ estuvieron presentes en la vida de Alexandra Burke mucho antes del lanzamiento del primer single de su debut, y no nos referimos precisamente a la saga de Will Smith. Resulta que, motivada por el vídeo en el que Misha B compartió su experiencia en ‘The X Factor’, hablando del racismo al que se enfrentó durante el concurso, Alexandra Burke, que ganó la edición de 2008, ha querido también contar cómo le fue a ella en ese aspecto. Y ya os avisamos de que muy bien, pues no le fue.

Alexandra se presentó originalmente a ‘The X Factor’ con 16 años, tres antes de declararse victoriosa, y aunque no pasó la fase de la casa de los jueces, afirma que uno de ellos -no dice el nombre de Simon Cowell pero viene siendo un poco obvio- le dijo que aunque no pasara los castings, la firmaría en su discográfica. Cuando unos meses después, Alexandra Burke lo telefoneó, la respuesta del productor fue la siguiente:

«Ya tengo un artista negro, no necesito otro.»

Considerando fechas y procedencia, es muy probable que el manager se refiriera a Leona Lewis, que pasaría a ganar la edición de 2006 -un año después de la original de Alexandra-, aunque esto no es más que una suposición. En cualquier caso, Burke pasa por alto una historia que siempre fue vox populi respecto del programa: que uno de los jueces del mismo la tuvo como ‘protegida’ hasta la edición de 2008, en la que se alzó con la victoria.

Es más, tampoco cuenta más sobre el concurso y pasa a hablar de su experiencia discográfica, que vuelve a tener en la diana a Cowell y su equipo, porque era parte de Syco, el sello del magnate:

«Según salí del concurso, me dijeron «como eres negra, vas a tener que trabajar diez veces más que un blanco, sólo por el color de tu piel. No puedes llevar trenzas, o afro… tienes que tener el pelo que la gente blanca vaya a entender mejor. Me llegaron a decir que blanqueara mi piel. No lo hice porque vi absurdo que alguien me dijera «blanquéate la piel para parecer más blanca».

Pero sí, eso me lo dijeron… aún me duele haberlo escuchado. (…) Después tampoco podía haber determinado tipo de música, porque la gente blanca no la iba a entender, ni dejarme el baby hair porque iba a parecer arrogante…»

Y lo cierto es que, hace una década, con el pop y el EDM liderando las listas, una artista negra obviando a público blanco se consideraba una locura. Más en el Reino Unido que en Estados Unidos, donde el mercado de música negra siempre ha tenido más aceptación. En el Reino Unido, salvo el rap y en la voz de un hombre, ha sido más complicado. De hecho, diríamos que aún lo es, a pesar de la rica cultura musical que tienen.

Alexandra también comenta su etapa en ‘Strictly Come Dancing’, posiblemente la peor a estos niveles. Parte de la prensa cargó contra ella, calificándola de distante, soberbia y diva. Burke sale del concurso con la imagen tocada, a pesar de que se lesionará durante el mismo y su madre acabara de morir apenas hacía semanas. Con esta situación, cuenta lo siguiente.

«Mi madre acababa de morir. Y el día que murió fue el día del reveal de ‘Strictly’ (cuando presentan a los concursantes en público). Me animaron a seguir haciéndolo, porque mi madre hubiera querido que así fuera, pero yo estaba en un estado en el que no podía hablar. Si hablaba, me venía abajo. Aún no había asumido la situación cuando tuve que ir a la rueda de prensa, y pedí no hacer prensa porque si abría la boca me hundiría.

Recuerdo que se me acercó un periodista, una persona que continuamente se ha dedicado a vender una imagen mía completamente inventada, y me dijo: «ah, ¿que no vas a hacer prensa? ¿un poco diva, no?». Semanas después se inventó reyertas en el backstage, decía que yo había estado gritando y tirando sillas, cuando la realidad es que estaba en el hospital porque me había lesionado en el programa. 

Habló también de mi mal carácter durante las grabaciones, contando historias sobre lo que hacía. Recuerdo que varias personas del público le tuitearon diciendo «eso no es cierto, yo estaba allí y ella estaba lesionada y simplemente fue atendida por los paramédicos». Yo sólo pedía que la gente leyera esas respuestas, por favor, que las leyeran.»

Alexandra explica que es muy común que este perfil de «soberbia» y de «diva» se le achaque a las mujeres negras con carácter, dibujando un perfil que las aleja del todo de gran parte del público.

La carrera de la cantante no despegó más allá de un debut con ventas millonarias y un puñado de singles de éxito. Su segundo trabajo, una discutible elección pop-dance titulada ‘Heartbreak On Hold’que a pesar de todo merecía una lanza a favor-, se la pegó en listas y Burke pasó a ser más una artista de teatro musical (‘El Guardaespaldas’, ‘Chess’, ‘La Boda De Mi Mejor Amiga’...). Su último álbum, ‘The Truth Is’, se publicó en 2018 sin demasiado ruido.


Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies